10/2/09

Al despertar la llama de sentimientos dormidos, 13º pasaje, cap 6

Lejos reconquistar la quietud perdida y preso de un desenfreno carente de artificio, el capitán comenzó a musitar atropelladas e inteligibles letanías, que una y otra vez volvían a caer en una inquietante cíclico. El grado de agitación aumentaba, al tiempo que su cuerpo era surcado por turbadores espasmos. Y cuando estos llegaron a su punto más álgido empezó a erguirse, como si en el peor momento se dispusiera a luchar por recuperar el control.

Aún a merced de las convulsiones consiguió levantar el brazo que sostenía con vehemencia el báculo, y, una vez alzado, golpeó el suelo con la base para afianzarlo. Justo en el instante en que dicha acción tuvo lugar remitieron los temblores, arqueándose su cuerpo hasta exponer una rigidez que por la expresión de su rostro traía consigo un dolor inenarrable. Era como si un ilusorio agresor lo hubiera atravesado de parte aparte, y, alentado caprichosamente por la crueldad de un instinto exento del menor indicio de misericordia, se obstinara en mantenerlo en tan vejatoria situación.

Durante una breve eternidad su cuerpo se mantuvo expuesto a tan pernicioso estado, con el cuello torcido y ejerciendo tal grado de tensión, que algunos empezaron a creer que de seguir así éste terminaría por romperse. En apariencia era como si al tiempo que trataba por todos los medios de proferir un desapacible lamento condenado a morir en su garganta, su desencajado rostro se afanara en quedar expuesto al cielo nocturno, para arrancar al firmamento, con una expectante mirada que había perdido la pupila y el iris, secretos que se escondían más allá de las estrellas.

4 comentarios:

Emile dijo...

Hoy no vengo a decir algo de tu novela, sino a avisarte que tienes un premio en mi blog. Es lo menos que te mereces por tan excelente trabajo.
Saludos.

Ángel Vela (palabras) dijo...

No veas el alegrón que me has dado ;)

Para mí es todo un honor recibir este premio, ya no por el premio en sí, sino porque con la de miles de blog que hay uno de los que te acordaste. Estas son las cosas que te ayudan seguir adelante.

Un beso grande, Emile. Nos leemos.

Sharly dijo...

Tengo una duda Angelito, cuando dices inteligibles letanias ¿es eso realmente lo que quieres decir?

Son letanias inteligibles (comprensibles) o ininteligibles (incomprensibles o indescifrables para los oyentes).

Ángel Vela (palabras) dijo...

Ininteligibles, Shaly :(

Gracias por el aviso, coleguilla ;)